QUEDAN 15 DÍAS PARA PAGAR REFRENDO VEHICULAR SIN MULTAS NI RECARGOS

    0
    182
    • Hacerlo en línea es fácil y rápido

    Morelia, Michoacán, 15 de abril de 2024.- Faltan 15 días para que concluya la fecha para pagar el refrendo vehicular 2024 sin multas ni recargos, por lo que la Secretaría de Finanzas y Administración (SFA), a través del Servicio de Administración Tributaria de Michoacán (SATMICH), hace un llamado a la ciudadanía para realizarlo puntualmente y evitar contratiempos, molestias y gastos extras.

    De acuerdo con la dependencia estatal, el plazo legal para realizar el pago del refrendo 2024 es el 30 de abril; de lo contrario, aquellas personas que no cumplan con ese derecho anual, tendrán que desembolsar recursos extraordinarios para multas y recargos, de manera que, inicialmente, a los mil 105 pesos que cuesta normalmente, habrá que agregar mil 86 pesos a partir del 1 de mayo.

    Es por lo anterior que la dependencia invita a la población a utilizar las herramientas de Gobierno Digital, como es el caso de la plataforma: //sfa.michoacan.gob.mx/tvehicular/ desde la que es factible pagar el refrendo vehicular 2024 por medio de tarjeta de crédito o de débito, operación que se refleja en términos reales.

    Para acceder a la plataforma, únicamente se necesita anotar los datos de las placas y el Número de Identificación Vehicular que se encuentran insertos en la tarjeta de circulación; se trata de una operación ágil, confiable, sencilla y transparente.

    En caso de que la gente carezca de tarjeta de crédito o de débito, desde la misma plataforma podrá generar una línea de captura con el objetivo de pagar en efectivo en una sucursal bancaria, en un centro comercial o en una tienda de conveniencia, desde cualquier parte de Michoacán y de la República Mexicana, explicó la Secretaría de Finanzas y Administración.

    Si las personas carecen de equipos o desconocen la forma de ingresar y hacerlo, deben acudir a las ventanillas de las oficinas de recaudación, establecidas en toda la geografía michoacana, con sus respectivas tarjetas de circulación, con la finalidad de que los empleados les generen una línea de captura y paguen en efectivo en los sitios que ya se mencionaron.