AUTORITARISMO Y DESPRECIO POR LA LEGALIDAD

    0
    521

    Cd. de México., a 21 de mayo de 2017.- Desde que usurpa el cargo de presidenta del Partido de la Revolución Democrática violando sus estatutos, la Senadora Alejandra Barrales Magdaleno continúa en su espiral de desprecio a la institución y al sentido democrático de los órganos colegiados del PRD,  con lo que defrauda al partido y confunde a la población.

    Sin mandato legítimo  y en los momentos más difíciles para construir la unidad de las izquierdas: de manera provocadora, autoritaria y en franco desprecio de la instancia colegiada del Comité Ejecutivo Nacional y del Consejo Nacional, se colude con el presidente de Acción Nacional, para anunciar veleidosa y alevosamente que en el 2018 el PRD será aliado del PAN.

    Estamos en contra de una alianza contrahecha con el PAN que reedite el foxismo o el nefasto calderonismo que tanta sangre costó y sigue costando al pueblo de México; y también, estamos en contra de esos personajes que construyeron el fraude electoral en contra del PRD y su candidato en el 2006. 

    La grave situación del gobierno neoliberal de Peña Nieto que sigue la misma estrategia en materia de seguridad y a pie juntillas el modelo económico neoliberal,  se sintetiza en la fragmentación y dilución del Estado de Derecho donde la violencia es ya prácticamente una guerra de baja intensidad con graves daños sobre la población civil, donde las víctimas se cuentan ya por miles y se ceba en los líderes de oposición o en los periodistas; la corrupción galopante patrocinada por los grupos en el poder y el gobierno mismo que saquea el erario concentrando la riqueza en mafias de cuello blanco y políticos venales y una grave situación económica para las familias trabajadoras de la ciudad y el campo, donde los salarios precarios y el desempleo les impide un desarrollo medio y tiene en la pobreza y la pobreza extrema a la mitad de los mexicanos y mexicanas, obliga necesariamente al PRD, como partido de izquierda democrática, a plantearse críticamente el papel que debe de jugar en las elecciones presidenciales del 2018. ¿O ayuda a la derecha del PAN a ganar y mantener el Estado Neoliberal que tanto daño ha causado y seguirá causando a la nación o crea una frente amplio de izquierda e inicia la construcción de un Estado Social y Democrático de Derecho que garantice una efectiva redistribución del ingreso y una gobernanza democrática que permita garantizar el usufructo real de los derechos políticos, civiles y humanos en general?

    Para nosotros, no hay falso debate, sino una decisión histórica: contribuimos a que ganen el pueblo con las izquierdas, pese a nuestros problemas y contradicciones,  o a que ganen las élites con las derechas. Estamos con el pueblo o contra él..

    Exigimos a la senadora Barrales Magdaleno respeto al artículo 111 del Estatuto, que se someta a los acuerdos del Congreso Nacional y que  respete la línea política del PRD. 

    Son  las instancias colegiadas del PRD las que, en su momento, deben de tomar legal y legítimamente, las decisiones sobre la política de alianzas para 2018. 

    MILITANTES DE IZQUIERDA